Caso clínico

María tiene 31 años y está embarazada ¡qué alegría!

 

1.

En la primera sesión (En la semana 20):

· Damos una serie de consejos a María para que los tenga en cuenta durante todo el embarazo (primordialmente relacionados con la fisioterapia): evitar alimentos muy procesados, caminar todos los días una hora sin llegar a la fatiga (si no estás acostumbrada a realizar ningún tipo de ejercicio puedes empezar con menos tiempo e ir aumentando poco a poco), si notas pesadez o tobillos hinchados pon las piernas en alto y haz círculos con los tobillo en ambos sentidos, estira los gemelos en algún escalón, a ser posible no levantes pesos y si no te queda otro remedio hazlo con la espalda recta, flexionando las rodillas y contrayendo el suelo pélvico al levantarlo, etc.

· Hacemos una primera valoración de su suelo pélvico, así también como de su diafragma y abdominales. Comprobamos el tono muscular y le pedimos que contraiga los músculos del suelo pélvico de manera voluntaria para comprobar la fuerza y resistencia, si hay puntos gatillos miofasciales…pero lo importante a priori, es descartar que contraiga otros músculos que no tienen nada que ver con la musculatura perineal ya que muchas mujeres cierran las piernas, contraen los glúteos, bloquean abdominales… Esto es lo primero que reeducamos. Que la paciente aprenda a contraer de manera correcta su suelo pélvico.

· La enseñamos a realizar abdominales depresivos del transverso del abdomen (musculatura profunda) para que mantenga una buena faja abdominal durante todo el embarazo y así evitar diástasis abdominal, hernias… muy frecuente en embarazadas.

diastasis-abdominal

· Los abdominales hipopresivos están contraindicados durante el embarazo, por lo cual le enseñamos unos ejercicios de relajación y estiramientos que van muy bien sobre todo al final del embarazo por la incomodidad del peso de la tripa.

2.

A partir de la semana 32 empieza lo bueno!!!

Pues María ya está en la recta final y aquí es cuando la fisioterapia especializada en obstetricia puede hacer más por ella. Acude a nuestra consulta una vez por semana para realizar el siguiente trabajo intensivo (el número de sesiones variará en función del estado de la musculatura de cada paciente):

· Masaje perineal para preparar los tejidos musculares y ligamentarios para el parto. Además se le enseña a ella y a su pareja para que continúen haciéndolo en casa.

masaje-perineal

· Movilizaciones y manipulaciones: aprovechamos la gran cantidad de relaxina que hay en su cuerpo por el embarazo, para movilizar la pelvis, sacro y coxis y de esta manera conseguir la mayor libertad articular posible. Los milímetros de movimiento que han de producirse en el parto son básicos para una buena progresión del mismo.

· Le enseñamos posturas facilitadoras para el proceso de dilatación y del descenso del bebé que le vendrán muy bien.

· Le aconsejamos en esta última etapa que mantenga de vez en cuando la posición de cuclillas o sentada a lo indio de forma cómoda.

María tuvo un precioso parto por vía vaginal y con epidural. Le han dado un pequeño punto superficial en su periné y sigue adelante con el plan que hablamos en consulta que es el siguiente:

3.

Durante la cuarentena:

·A las 24 horas de parir ponerse la faja pélvica (no faja abdominal). Se le aconseja que no se la quite para nada durante los primeros 3 o 4 días (incluso de noche) y después que la use cuando prevea que va a estar mucho tiempo de pie.

faja-pelvica

Durante todo el embarazo los niveles hormonales de Relaxina han ido aumentando progresivamente, haciendo que todas las articulaciones se vuelvan más laxas, es decir, las caderas se preparan para el momento del parto. De ahí la importancia que tiene el hecho de moverse de una forma saludable durante la gestación, para que la pelvis esté lo más libre posible.

Sin embargo, inmediatamente tras el parto, esta laxitud articular, y el hecho de que el suelo pélvico se haya distendido considerablemente, hace que la pelvis y los órganos internos se encuentren realmente desprotegidos. De ahí que el periodo de descanso durante la cuarentena debe ser sagrado y le demos gran importancia a la protección de la zona. Muchas de las lesiones del suelo pélvico y prolapsos acontecen en esta etapa y no en el mismo parto tal y como se podría pensar.

caderas-tras-el-parto

Entonces, ¿las fajas abdominales qué? Las aconsejaríamos únicamente en casos en los que ha habido grandes lesiones de la pared abdominal, como diastasis muy graves o hernias. Y si lo permite el médico los primeros días tras la cesárea. O también en momentos que por circunstancias inevitables la mamá prevea que tiene que hacer esfuerzos contraproducentes para su abdomen o suelo pélvico.

En cualquiera de estos casos, hay que tener en cuenta que estamos dando un soporte artificial a nuestra columna y pelvis y que esto solo hará que a la larga, nuestra musculatura abdominal se atrofie.

faja-abdominal

En condiciones normales, lo realmente importante es cerrar la pelvis menor con las fajas pélvicas. Y tras la cuarentena, realizarse una valoración abdomino-pelvi-perineal, para poder iniciar cuanto antes, tanto si se usan fajas abdominales como si no, el fortalecimiento de la musculatura profunda abdominal, por ejemplo con la práctica de hipopresivos

· No levantar pesos ni hacer esfuerzos que impliquen un aumento de la presión intrabdominal.

· Evitar posiciones que impliquen un estiramiento de suelo pélvico, por ejemplo ponerse en cuclillas.

· Evitar el estreñimiento. ¡Queda prohibido pujar para la defecación! Para ello aconsejamos a María a cambiar su postura durante la defecación simplemente apoyando sus pies en una banqueta.

evitar-cuarentena

*Haz click en la foto para ampliar.

evitar-cuarentena2

*Haz click en la foto para ampliar.

· Ejercicios depresivos de abdominales y contracciones suaves de suelo pélvico (tal y como aprendió en su primera sesión).

4.

Tras la cuarentena:

Se acaba la cuarentena y aunque María tiene un aspecto formidable, aún le queda mucho por hacer para recuperarse. Somos conscientes de que acaba de llegar a su vida un precioso ser que requiere 24 horas de atención al día y que acapara la máxima prioridad, pero es importante que entienda que una recuperación saludable es imprescindible para evitar molestias futuras y afrontar un segundo embarazo con la misma naturalidad que el primero.

María acude a revisión y seguimos los siguientes pasos:

· Valoramos diafragma y su pared abdominal para cerciorarnos de que no hay diastasis.

· Valoramos su periné, cómo ha quedado la musculatura y sobre todo la cicatriz. También miraremos el estado del coxis y el pubis. Es muy importante que no quede ninguna adherencia ni bloqueo articular, que podría molestarle posteriormente en las relaciones sexuales y para que la funcionalidad de la musculatura sea la correcta. Ya que esto último por desgracia no suele dar síntomas a corto plazo.

· Comprobaremos si hay prolapso (caída visceral), para tratarlo de inmediato.

· Realizamos un trabajo intensivo de desactivación de puntos gatillo miofasciales (nudos musculares) del abdomen y suelo pélvico.

· Le enseñamos Gimnasia Abdominal Hipopresiva y otros ejercicios para tonificar la musculatura abdominal profunda.

Fisioterapia Clave

Fisioterapia Clave es un centro especializado en Fisioterapia que cuenta con la especialista Cristina Hidalgo del Castillo (nº col. 1382), profesional titulado, con experiencia, y alta destreza en terapias manuales y trato personalizado a cada paciente.

Localización

Calle Parra, 12
Sonseca (Toledo)

Conecta